La marcha antiminera iniciada ocho días atrás en el departamento Cajamarca, en el norte de Perú, llegará mañana a Lima y sus dirigentes serán recibidos el viernes por autoridades del Congreso pero no por representantes del Poder Ejecutivo.

Fuente: Telam

08/02/2012. La manifestación -que en realidad no es una marcha única sino una sucesión de caminatas similares por varias regiones del país- reclama la prohibición de actividades mineras en cabeceras de cuencas y con la utilización de mercurio y cianuro, así como la paralización definitiva del proyecto Conga.

La reacción contra esta iniciativa -de extracción de oro en el departamento Cajamarca- causó a fines del año pasado una huelga que duró varios días y que motivó al gobierno del presidente Ollanta Humala a dictar el estado de sitio en cuatro provincias de esa región.

«No tenemos prevista una reunión con el Ejecutivo porque cuando se ha pedido nos negaron el derecho a participar porque no somos autoridades electas», dijo el activista Marco Arana, según informó el diario limeño El Comercio.

«Estamos en Lima para decir que hay un amplio sector de la población de Cajamarca que se opone al proyecto Conga y creemos que en democracia podemos entendernos», explicó Arana y agregó: «Las vías de diálogo de nuestra parte siempre están abiertas».

Integran la marcha representantes de organizaciones sociales y campesinas, frentes de defensa regionales y de defensa ambiental, y de alcaldías municipales.