Los conflictos sociales se duplicaron de 195 registrados el año pasado a 284 el presente año. El 46% de estos conflictos corresponden a temas sociambientales. Además de aumentar se agudizaron, siendo la sierra de Piura donde el clima de conflictividad es permanente y cada vez más crítico en torno a la empresa minera Río Blanco Cooper S.A. (ex Minera Majaz). Presentan Quinto Informe del Observatorio de Conflictos Mineros en el Perú.

Fuente: Piuraweb
16/12/2009.Javier Janhcke de la ong Fedepaz señaló que la propuesta del gobierno de militarizar la zona de influencia minera (Río Blanco) es una estrategia de control para facilitar sus actividades, sin embargo esta situación puede agudizar y generar mayores problemas sociales.

«El gobierno pretende instalar una base militar en Huancabamba, a fin de garantizar las actividades de la empresa Río Blanco. Esta decisión que no ha sido discutida con las poblaciones y autoridades locales, cuyos derechos se verían en peligro con esta instalación, sino con la empresa minera, lo que hace ver que se prioriza la defensa de los intereses de la empresa, antes que los derechos de las poblaciones locales. Si persiste esta decisión, prevemos que se podría intensificar la conflictividad en la zona», sostuvo Janhcke.

Por su parte Jose De Echave dijo que se están dando concesiones en frontera sin prever el tema se seguridad nacional. Desde el 2002 a la fecha se han suscrito 20 contratos de inversión con empresas extranjeras para la exploración minera en las zonas de frontera, 13 de ellos fueron otorgados por el gobierno de Alan García.

Las empresas extranjeras que tienen concesiones en frontera son Newcrest Resources INC y a la minera Gold Fields Perú S.A. Newmont Perú SRL, EMP MIN Los Quenueles, Xiamen Zijin Tongguan, Solex del Perú, Sheridan Platinum Group, y Rio Tinto Mining and Exploration Limitited Perú.

De Echave, alertó que esos procesos se están dando de «forma automática, sin ninguna evaluación rigurosa». Insistió que el gobierno debería explicar cuál es la visión de país que tienen para concretar esas autorizaciones.

Territorio concesionado:

Según el quinto informe del Observatorio de Conflictos Mineros del Perú (OCM) el número de concesiones mineras en el territorio peruano se han incrementado de 17,1 millones de hectáreas en 2008 a 19,5 millones de hectáreas este año. El territorio concesionado en Piura el 2008 era 22.8%, el 2009 subió a 27.5%. En Cajamarca de 44.67 (2008) subió a 45.33% el 2009. La región Junín de 22.8% (2008) se incrementó a 23.5% el 2009. El territorio concesionado en Apurímac pasó de 53.68% (2008) a 54.44% el 2009. Cusco, de 15.8% (2008) a 16.35% el 2009.
En Cusco, la provincia de Chumbivilcas el 85.78% del territorio se encuentra bajo concesión minera.

En Piura, el 47.11% de los páramos localizados en las provincias de Ayabaca y Huancabamba están concesionados, a pesar de ser un ecosistema frágil.

Jose De Echave señaló que cuando se otorgan las concesiones no se considera el enfoque de derechos e interculturalidad, de defensa de los derechos de las comunidades y poblaciones en zonas de influencia minera, el otorgamiento de concesiones en el país siguen sin respetar estándares rigurosos que analicen previamente al otorgamiento de las mismas, las características del territorio que va a ser concesionado. No se tiene en cuenta a la población que habita las tierras en un ecosistema frágil, en una cabecera de cuenca, si la zona es particularmente sensible al cambio climático. Ninguno de estos elementos es tenido en cuenta al momento de otorgar una concesión.

Cabe señalar que el Informe del Observatorio de Conflictos Mineros es presentado por tres organizaciones no gubernamentales: CooperAcción, GRUFIDES y FEDEPAZ.