Trabajadores de la mina expresaron que no laborarán mañana ni los próximos días hasta encontrar el cuerpo del minero. El minero de nombre Víctor Manuel Martínez de 35 años, se encuentra desaparecido luego que se produjera un derrumbe en el interior de las áreas de extracción de minerales de la mina Santa Pancha, cuya concesión pertenece a la empresa Tritón Minera y está ubicada en Malpaisillo, cerca de mina El Limón.

Fuente: El Nuevo Diario y Minabellavistadevuelta.blogspot

19/06/2011. Según los mineros, la superficie se desplomó por los aguaceros y una fuerte corriente se pasó llevando a los 50 que laboraban a las cinco de la tarde de ayer.

En un comunicado, los trabajadores expresaron que siguen en la búsqueda de Martínez, por lo que no pretenden laborar mañana y los días que hagan falta hasta encontrar al minero desaparecido.

Se inundan túneles de B2Gold en Nicaragua. Lluvias imprevisibles son la escusa multiuso

«La seguridad de nuestros trabajadores siempre ha sido nuestra preocupación primordial.» (PGA Bellavista) En lo siguiente citamos algunas voces que originan cierta inseguridad sobre esta afirmación.

Un desaparecido y más de 20 trabajadores con lesiones y excoriaciones en distintas partes del cuerpo fue el saldo que dejó un nuevo derrumbe, sábado 18 de junio, en el interior de las áreas de extracción de minerales de la mina Santa Pancha, Nicaragua. Esta mina pertenece al complejo minero El Limon explotado por la minera canadiense B2Gold, la misma que explota la Mina Bellavista.

Según las autoridades en un aguacero de 2 horas se derrumbó un dique de un cauce arriba del tajo abierto de la mina.

La ola de lodo y agua se dirigió al tajo, de ahí hacia los túneles viejos y pasó a los túneles donde trabajaron los mineros. 25 trabajadores se salvaron, golpeados por la masa, agarrándose en una tubería. A un compañero le arrastró la corriente.

Este accidente tiene antecedentes. En gran parte del área del proyecto ya en diciembre del año pasado había derrumbes y hundimientos graves. Las autoridades intervinieron por repetidas denuncias de los trabajadores, pero sin tomar medidas eficaces.

«Humberto Rivas, Secretario General del sindicato minero, acusó a la empresa de irresponsable por el incumplimiento a las recomendaciones del Ministerio del Trabajo (Mitrab), después del derrumbe ocurrido en el mismo lugar el 16 de diciembre del año pasado.

De acuerdo con Rivas, el nuevo derrumbe fue ocasionado por los orificios que se han formado a raíz de la explotación del área de las colas antiguas. «La responsable de lo que ha ocurrido es la empresa . Nunca cumplió con las orientaciones y disposiciones legales mandatadas por el Mitrab, a la fecha no se han contratado los servicios de un ingeniero geomecánico para que realice una inspección en el área de los derrumbes», externó el sindicalista. Rivas lamentó que durante la emergencia ocurrida en horas de la tarde del sábado, los directivos de la empresa argumentaran que no tenían bombas para extraer el agua y proceder con la búsqueda del compañero desaparecido.

«En tanto, el minero Israel Valdivia, de 30 años, trabajador de la mina, explicó que lo que ocurrió en la mina es de vieja data y que pese a las quejas que han hecho a los dueños no han servido de nada. Hay muchas anomalías y negligencia por parte de la empresa para realizar los trabajos. La empresa siempre ha hecho caso omiso a los llamados del Mitrab, el año pasado también sucedió un accidente. La falla geológica que hay no es para que los mineros entren ya que son áreas que han sido explotadas y trabajar asi es un riesgo. La empresa hace siempre las cosas como quiere y por eso suceden estas desgracias», explicó. Valdivia cuenta que la empresa está cortando un tajo abierto y que bajo la superficie queda una explotación subterránea y que esto, sumado a los problemas geológicos y la lluvia provocó el derrumbe.»  

Nos recordamamos de la situación un día después del colapso en Bellavista, cuando la minera mandó a los trabajadores a las paredes del delizamiento, para comenzar el «maquillaje» de la pila. Eso en momentos cuando nadie sabía si el resto de la pila quedaría estable.

«Por su parte Jorge Martínez asesor legal de la empresa dijo: „Esto fue algo imprevisto, hicimos esfuerzo con una retroexcavadora y fue imposible. Es algo de la naturaleza nunca se había dado este problema.»

«Somos una empresa respetuosa de la legislación laboral y de la seguridad ocupacional. Nuestras operaciones también cumplen con estándares técnicos y procedimientos de carácter internacional. (Aparentemente no es suficiente) Cumpliremos a cabalidad las recomendaciones hechas por la autoridad (igual que con el «Plan Verde» en Bellavista) y reiteraremos una vez más que la seguridad es nuestro compromiso», aseguró Pablo Venturo gerente general de B2Gold de El Limón después de los primeros derrumbes en diciembre 2010. http://impreso.elnuevodiario.com.ni/2010/12/20/nacionales/138131

Nos preguntamos si la empresa observa los mismos estándares de «carácter internacional» también en Costa Rica 

Clive Johnson jefe de B2Gold declara:

«La mina Limón ha sufrido un evento de fuerza mayor cuando un exceso de lluvia causó que las instalaciones subterráneas comenzaron de inundarse. Los túneles de la mina serán cerrados mientras los esfuerzos de rescate. Los molinos contiúan procesando mena de las existencias amontonadas.» (Eso para que los accionistas no se preocupen.) Ni obstante los trabajadores se negaron a seguir trabajando hasta que se encuentre a su compañero Víctor Vilchez Martínez. 

En Nicaragua igual que en Costa Rica la B2Gold goza de una misteriosa tolerancia de parte del gobierno.

Desde hace medio año las autoridades nicaragüenses ya están visitando la mina para tomar café y dejar recomendaciones. Hasta se pusieron bravas y le aplicaron una multa a la minera por incumplimiento ( derrumbes y inundimientos en 2010) – que ella nunca pagó.

Esto nos recuerda a la «indignación» de nuestras autoridades en ocasión del indebido secuestro de la garantía ambiental en forma de maquinaria hacia Nicaragua.

En una reunión del viceministro MINAET, SETENA, DGM el 8 de mayo 2008 con personeros de la mina declararon: «Nuestras autoridades manifiestan total desconfianza a las acciones que se plantean.» (Expediente SETENA 45-99, folio 4476)

Esa desconfianza aparentemente se evaporó enseguida. En la misma reunión encomendaron a la minera a escoger las posibles consultoras para la auditoría de su propio proyecto.

Y repiten y siguen repitiendo «en buena fé » el cuento minero de las lluvias imprevisibles.