Son varios accidentes ambientales los generados por Megaproyecto Antamina. La tragedia ambiental por la explosión del mineroducto con concentrado de zinc y cobre que conduce desde Antamina hasta el puerto de Huarmey, dejó un muerto y 111 intoxicados. El accidente afectó a los pobladores de las comunidades de Fortaleza, Santa Rosa, Yamor, Chasquitambo y Cajacay, también provocó daños en una extensión considerable de bosques de eucalipto y canales de riego a la altura de la vía Pativilca – Conococha, vía altamente transitada las 24 horas del día.

 

Por Florencio Bernabé Gonzales (*)

1. ANTECEDENTES

El Megaproyecto Antamina es uno de los mayores productores de concentrados de cobre y zinc del Perú, además se encuentra entre las diez minas más grandes del mundo en términos de volumen de operaciones.

El accidente del mineroducto de Antamina en Cajacay no pudo haber sido más inoportuno para el Presidente Humala, que bien pudo mencionar durante su discurso el 28 de julio de manera mas concreta el tema de la fiscalización y supervisión ambiental de los proyectos extractivos en ejecución, más que solo una «mejor normatividad» requiere toda una reforma normativa, institucional y de recursos humanos.

2. RUPTURA DE TUBERIA DEL MINERUDUCTO

Todos los medios de comunicación dan cuenta del accidente ambiental generado por la minera Antamina en Cajacay, al respecto, el Reporte de Situación N° 880-27/07/2012-COEN-INDECI (Reporte N° 05), sobre la «Ruptura de Tubería en Mineruducto que afecta al Distrito de Cajacay-Ancash» daba cuenta de la tragedia ambiental por la explosión del mineroducto con concentrado de zinc y cobre que conduce desde Antamina hasta el puerto de Huarmey, consecuencia de ello dejó un muerto y 111 intoxicados, según los últimos reportes. En la clínica San Pablo (Huaraz) se atendió hasta el momento a 25 personas, entre niños, ancianos y una mujer gestante identificada como Mayela Flores Caqui, tras el efecto de la contaminación por la rotura de un codo de tubería en la estación de válvulas en la zona central de Santa Rosa. La fuga ocurrió el 25/07/12 a las 9:15 am, denunciada por los pobladores de la comunidad de Santa Rosa, distrito de Cajacay, provincia de Bolognesi, región Ancash.

El accidente afectó a los pobladores de la zona, específicamente las comunidades de Fortaleza, Santa Rosa, Yamor, Chasquitambo y Cajacay, también provocó daños en una extensión considerable de bosques de eucalipto y canales de riego a la altura del kilometro 110 de la vía Pativilca – Conococha, vía altamente transitada las 24 horas del día.

Las válvulas que explosionaron se ubican a solo unos 10 metros de las viviendas del caserío de Santa Rosa. Las autoridades comunales, distritales, provinciales y regionales se hicieron presente, como representantes del Ministerio Público a fin de constatar el accidente e iniciar las denuncias respectivas.

Un hecho cuestionado por el ingeniero Luis Saavedra Contreras fue que personal de la empresa minera haya solicitado, al no contar con el personal adecuado, auxilio y ayuda a la población para contener el derrame, demostrando informalidad de la empresa minera para actuar ante accidentes semejantes. Personal de Antamina pidió el apoyo de los comuneros para lograr que no se siga esparciendo el mineral.

A los comuneros no se les dio implementos de seguridad, por lo cual resultaron seriamente afectados.

Los pobladores de la zona respiraron las partículas y los vapores del concentrado de cobre durante el tiempo que duró el trabajo para tapar los diques, no obstante, pese a los esfuerzos, la fuerza de la explosión provocó que el derrame llegó hasta el río Fortaleza, afectándolo seriamente, además de perjudicar varios terrenos de cultivos.

No es la primera vez que Antamina sea responsable de hechos de esta naturaleza. Según autoridades presentes en la zona el derrame que se extendió por cerca de dos horas ha creado una «laguna» de cerca de 60 metros de largo por 15 de ancho del cual emana un insoportable olor. Además, por el lado de las provincias de Huari y Bolognesi esta minera sigue contaminando el medio ambiente, las fuentes de agua y ríos de varias comunidades.

Lilia Patricia Leyva, directora de la IE de Santa Rosa, señaló que la contaminación por concentrados se produjo el miércoles 25/07/12 aproximadamente a las 9 de la mañana cuando se encontraban en clases.

«Cuando nos percatarnos del problema optamos por trasladar a los estudiantes a un cerro cercano. Esta decisión fue tomada por nuestra cuenta ya que Antamina no nos alcanzó ninguna información de lo que estaba pasando. Hasta el momento no se han enviado a especialistas para ver el estado en el que se encuentran los afectados», dijo.

Lo que demuestra que el mineruducto de Antamina no ha tomado en cuenta durante su construcción las normas nacionales que prohíben instalaciones industriales en las inmediaciones de terrenos para fines educativos.

3. FALLA TECNICA POR FALTA DE MANTENIMIENTO

La versión de Antamina respecto a la rotura de la válvula en el mineroducto en la zona de Santa Rosa, califica como «falla técnica», la que provocó «la ruptura de un codo de tubería», posible sólo por falta de una adecuada supervisión técnica de la empresa minera y la falta de evaluación permanente por el organismo correspondiente de parte del Estado.

¿Ahora, como explica el Mega Proyecto Antamina esta «falla técnica», la falta de control de calidad en todo su proceso extractivo, manipulación y traslado de sus concentrados hasta el puerto de Huarmey?, estas «fallas técnicas» demuestran la deficiente aplicación de las normas de procesos industriales, ambientales peruanas y negligencia por parte de esta empresa extractiva.

Las características del mencionado mineroducto son las siguientes, según página web: http://www.antamina.com/es/content.php?25/operaciones/mineroducto.html

§ Longitud total: 302 Km.
§ Longitud de cada tubería: 12 m.
§ Diámetro de cada tubería: 8 a 10 pulgadas (21 a 25 cm.)
§ Espesor de cada tubería: 1cm.
§ Espesor de la cubierta de polipropileno: 7mm
§ Material de la tubería: acero revestido interna y externamente.
§ Resistencia de la tubería: recibe una presión de 70 Bar, pero puede soportar 200 Bar.
§ Tiempo de vida de la tubería: 30 años
§ Tipo de unión entre tuberías: soldadura eléctrica.
§ Profundidad promedio de las zanjas: 1,30 a 1,50m.
§ Resistencia a sismos: hasta grado VIII en la escala de Mercalli modificada.

En toda empresa extractiva, industrial, o de cualquier índole, el área del Mantenimiento es de primordial importancia en el ámbito de ejecución de las operaciones razón de la empresa.

De un buen Mantenimiento depende, no sólo un funcionamiento eficiente de las instalaciones, sino que además, es preciso llevarlo a cabo con rigor para conseguir otros objetivos como son el control del ciclo de vida de las instalaciones sin disparar los presupuestos destinados a mantenerlas y medioambientales.

Las estrategias convencionales de «reparar cuando se produzca la avería» ya no sirven. Fueron válidas en el pasado, como vemos la empresa minera Antamina todavía viene aplicando, esperar a que se produzca la avería para intervenir, es incurrir en unos costos excesivamente elevados para la propia empresa (pérdidas de producción, deficiencias en la calidad, efectos ambientales, etc.), por ello Antamina como empresa de vanguardia tiene que haberse planteado llevar a cabo procesos de prevención de estas averías mediante un adecuado programa de mantenimiento, ello no ocurrió con la rotura del mineroducto en Santa Rosa.

Antamina con esta «falla técnica» está demostrando que no ha evolucionado en estructurar el mantenimiento en todo su proceso extractivo, manipuleo y traslado de los concentrados.

Toda empresa tiene planteada su estructura de mantenimiento, según algunos autores de acuerdo a cualquiera de las cuatro generaciones siguientes:

1ª generación: Mantenimiento correctivo total. Se espera a que se produzca la avería para reparar, ya no aplican las empresas modernas, vigentes (1940 -1950).
2ª generación: Se empiezan a realizar tareas de mantenimiento para prevenir averías. Trabajos cíclicos y repetitivos con una frecuencia determinada (1960 – 1970).
3ª generación: Se implanta el mantenimiento a condición. Es decir, se realizan monitorizaciones de parámetros en función de los cuales se efectuarán los trabajos propios de sustitución o reacondicionamiento de los elementos (1980 – 1990).
4ª generación: Se implantan sistemas de mejora continua de los planes de mantenimiento preventivo y, de la organización y ejecución del mantenimiento. Se establecen los grupos de mejora y seguimiento de las acciones (2000 – 20xx).

Todas las empresas de vanguardia vienen aplicando los sistemas de mejora continua, planes de mantenimiento preventivo, es decir se ubican en la cuarta generación, Antamina esta muy lejana.

En el Perú, la mayoría de las empresas extractivas no superan la primera generación de mantenimiento, por la deficiente normatividad nacional y monitoreo al respecto por las entidades correspondientes, calidad de sus profesionales y técnicos, y el costo que genera este proceso. Por consiguiente, Antamina aún no supera la primera generación, la que ya no existe en las empresas modernas y exitosas.

Cabe señalar que, las estadísticas indican, 90 por ciento de los accidentes en empresas que realizan actividades altamente riesgosas como en este caso, han sido ocasionados por fallas en la administración de las instalaciones y por errores humanos.

Esto es importante, pues muestra que se puede incrementar la seguridad en las actividades altamente riesgosas, si se mejora la gestión de las mismas y la capacitación del personal, sugerimos a Antamina.

A su vez, el impacto de este tipo de accidentes y sus riesgos para la salud y el ambiente, pueden reducirse o amplificarse, en función de las condiciones que prevalezcan alrededor de instalaciones peligrosas, entre las que destacan:
· la vulnerabilidad del medio, por su ubicación geográfica del accidente.
· la densidad poblacional, en este caso favorable.
· la distancia de las poblaciones respecto de las empresas de alto riesgo o las vías de transporte de materiales peligrosos, el minero ducto atraviesa la misma población de Cajacay y Santa Rosa.
· la infraestructura de la que se disponga para mitigar el impacto de los accidentes, no disponible por parte de Antamina.
· el conocimiento y preparación de la población para comportarse de manera adecuada para proteger su salud en caso de accidentes, ninguna capacitación sobre estos imponderables a la población, ni cartillas de instrucción.

4. EFECTOS DE INTOXICACION CON CONCENTRADOS DE COBRE Y ZINC

En la página web de la Biblioteca Nacional de Salud de EE.UU. de Norteamérica, Instituto Nacional de Salud,http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/ency/article/002496.htm , se puede leer que Ingerir grandes cantidades de cobre puede causar vómitos, dolor abdominal, diarrea y piel amarilla (ictericia). Asimismo, el contacto con grandes cantidades de cobre puede ocasionar decoloración del cabello (verde).
Los síntomas pueden abarcar:
· Anemia
· Sensación de ardor
· Escalofríos
· Convulsiones
· Diarrea (a menudo con sangre y puede ser de color azul)
· Fiebre
· Insuficiencia hepática
· Sabor metálico
· Dolores musculares
· Náuseas
· Ausencia de gasto urinario
· Dolor
· Shock
· Vómitos
· Debilidad
· Ojos amarillos
· Piel amarilla

Según los reportes, varios de estos síntomas son coincidentes con los descritos en las notas de prensa de la Comunidad Campesina de Cajacay. Por lo que es evidente el efecto inmediato del derrame del concentrado del mineroducto en la población, tanto en niños como adultos. Estas personas presentan dolores de cabeza, nauseas, vómitos y malestar en general, cuyos resultados se tendrán luego de las posteriores evaluaciones médicas.

La intoxicación por cobre se ha dado por efecto de los vapores, partículas en suspensión en el aire, contacto directo al participar activamente en el control del derrame por los campesinos.

Denuncian que el mineral derramado sería concentrados de zinc y cobre, sustancias altamente tóxicas.

El derrame de sustancias tóxicas como la ocurrida en Santa Rosa, constituyen riesgos graves para la salud humana y el medioambiente de la zona, el transporte de estos materiales peligrosos, que implican, por lo general, el escape de dichos materiales acompañados en este caso de sustancias volátiles, de su evaporación y dispersión en el ambiente.

5. DAÑO AMBIENTAL

El distrito de Cajacay se ubica en la cabecera de la cuenca del río Fortaleza, el mineroducto que traslada el mineral recorre paralelo a la vía Pativilca – Conococha en toda su trayectoria.

Todavía no se conoce el daño ambiental causado por la rotura del mineroducto de Antamina, Estación de Válvulas VS1, según funcionarios de la Dirección Regional de Recursos Naturales de Áncash, se viene realizando un monitoreo de la situación, pero hasta ahora se desconoce la magnitud de los daños sobre la salud de los afectados, así como del impacto en la flora y fauna de parte de los minerales altamente tóxicos. Debido a la peligrosa contaminación que ocasionó el derrame de minerales concentrados de Antamina es preciso se declare en emergencia ambiental esta zona.

Las autoridades comunales de Cajacay, Santa Rosa, Yamor, Chasquitambo y Valle Fortaleza se están poniendo de acuerdo para exigir que la empresa minera de inmediato traslade su mineroducto por otro sitio, debido a que no permitirán que siga con sus operaciones en esas zonas ni en Cajacay por reincidente.

Las primeras acciones adoptadas por los especialistas de MINAM, OEFA y MINSA fueron la toma de muestras de agua en la zona del incidente, muestras de sedimentos en el área del derrame y muestras de suelos en los alrededores de la zona del incidente, y una verdadera evaluación médica a toda la población de esta zona.

La presencia de técnicos del Estado debe garantizar los derechos de las personas. La inspección se realizó en presencia de las autoridades locales como el alcalde del distrito de Cajacay, el presidente de la Comunidad de Santa Rosa, el Fiscal especializado en medio ambiente de Ancash, el Gobernador Regional de Ancash y un representante de la Compañía minera Antamina. Se está procediendo, además, a la limpieza de la zona afectada, según los últimos reportes.

Este tipo de derrames afectan la salud humana, las emisiones de sustancias tóxicas pueden también causar daños a los ecosistemas, en particular cuando éstos comprenden especies más susceptibles que los seres humanos a los efectos tóxicos de dichas sustancias

El daño a los ecosistemas puede, a su vez, repercutir en el bienestar de los seres humanos de esta zona, al deteriorar los servicios ambientales que éstos pueden brindar para sustentar la vida humana, en especial los que se relacionan con la purificación del agua y el aire, el control de inundaciones, el ciclo de nutrientes, la formación del suelo y la estabilización del clima.

Además los efectos agudos de un accidente como la ocurrida en Cajacay, puede haber otros que se manifiesten con posterioridad, y a los cuales se denomina efectos encadenados. Desde esta perspectiva, la persistencia y capacidad de bioacumulación de las sustancias tóxicas, son de particular importancia para los ecosistemas. La solubilidad en agua de las sustancias toxicas emitidas constituyen, entre otros, un riesgo para los ecosistemas acuáticos si dichas sustancias se depositan en cuerpos de agua, en tanto que su volatilidad traerá consigo el aumento de su concentración en la atmósfera y la exposición a través de esa ruta.

La sustancia tóxica liberada en Santa Rosa al ambiente puede ser transportada a través de algún medio (suelo, agua subterránea, agua superficial, sedimentos, aire y cadenas alimentarias) y tener contacto con organismos vivos que pueden llegar a sufrir alteraciones de exponerse a elevadas concentraciones de ella.

Además, debe tenerse en cuenta, que la capacidad toxicológica de estas sustancias puede reducirse o eliminarse al romperse los enlaces de sus moléculas por la acción de la luz (fotólisis), descomponerse por la acción del agua (hidrólisis), transformarse por la acción del oxígeno (oxidación) y otra serie de mecanismos. Puede reducirse la biodisponibilidad de las sustancias tóxicas, por la acción de distintos factores ambientales tales como la temperatura, salinidad, acidez o alcalinidad y presencia de materia orgánica en la que puedan quedar retenidas (adsorbidas).

Desde la perspectiva ecológica y de salud humana, interesa determinar la magnitud de la exposición de especies que forman parte de cadenas alimentarias en la zona de Cajacay, por su potencial de afectación de los consumidores y la posibilidad de que se produzcan fenómenos de biotransformación, bioacumulación y biomagnificación; lo cual sucede en particular con las sustancias orgánicas afines a las grasas y con los metales pesados.

En este contexto, el riesgo ecológico ocurrido en Santa Rosa por la rotura del mineroducto, define como la probabilidad de que ocurran efectos adversos en la salud humana, en la integridad del ambiente y de los ecosistemas, no sólo por aumento de la mortandad de la población afectada, sino por la disminución de su calidad de vida y alteración del equilibrio natural existente.

6. ¿QUE DEBE HACERSE AHORA?

· Se debe atender a los afectados para monitorear su estado de salud y evitar efectos mediatos y posteriores de intoxicación por metales como concentrados de cobre y el zinc entre otros.
· Evaluar el daño al ambiente, ecosistema y a las propiedades de los comuneros por el derrame, tomar las medidas para revertirlos e indemnizar a los afectados.
· Investigar las causas de la falla de la tubería y tomar las medidas correctivas del caso, para evitar seguir contaminando las aguas, suelo y aire.
· Actuar todos los actores en estos hechos, con transparencia, lealtad, verdad y patriotismo, tomar en cuenta que «respetos guardan respetos y que los beneficios de las transnacionales no deben estar por encima de los derechos de nuestro pueblo».

7. PREGUNTAS QUE DEBE RESPONDER ANTAMINA

· ¿Cuál es la explicación técnica a la ROTURA de la estación de válvula del mineruducto VS1 de la minera Antamina instalada en Santa Rosa, donde, según la presión de transporte es del orden de 70 veces la presión atmosférica que es una alta presión y especifica que la tubería puede soportar hasta 200 veces la presión atmosférica?.
· ¿A cuanto asciende los daños y perjuicios que este accidente genera a las comunidades afectadas y al medio ambiente, luego de cuantificarlo?.
· ¿Las autoridades correspondientes evaluaran y aplicaran las sanciones correspondientes como corresponde o será otro episodio más en la larga cadena de accidentes ambientales sin sanción en el país?

8. PERSONAS E INSTITUCIONES QUE INTERVINIERON

· Hilario Moran León.- Presidente de la comunidad campesina Cajacay
· Santos Lázaro Sandoval.- Alcalde del distrito de Cajacay
· Tito Aguilar Ojeda.- Juez de Paz de Cajacay
· Owen León Gambino..-Presidente de la comunidad campesina Yamor,
· Cristina Fernández .- corresponsal de El Comercio.
· Erik Mautino .- Dirección Regional de Recursos Naturales de Áncash
· Representantes del Ministerio Público.
· Modesto Julca.- Congresista de la Republica
· Representante del Ministerio de Energía y Minas (MEM)
· Antonio Mendoza .- Gerente de Medio Ambiente de Antamina
· Minori Musme Cristina de Habich Rospigliosi.- Ministra de Salud (MINSA)
· Carlos Milla.- Presidente de la Federación Agraria Departamental de Áncash (FADA),
· Especialistas de Director General de Calidad Ambiental del MINAM y
· Especialistas del Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA),
· Carlos Alvarez .- Presidente Regional de Ancash, entre otros

9. FUENTE:

http://clubcajacay.blogspot.com/
http://www.forosperu.net/showthread.php?p=8097351
http://www.rpp.com.pe/2012-07-27-anc…ia_506198.html
http://www.larepublica.pe/27-07-2012…ona-de-derrame
http://www.ancashnoticias.com/detallenoticia.php?titulo=Titular%20Noticia&id=7274