Líderes de una región en el norte de Perú dijeron el miércoles que fracasó el esfuerzo del Gobierno para limar posiciones entre la estadounidense Newmont y pobladores que quieren la suspensión del desarrollo de un proyecto minero de 4.800 millones de dólares. En tanto el ministro de Energía y Minas, Carlos Herrera Descalzi, afirmó hoy que el Gobierno peruano apoyará la ejecución del proyecto Conga, de Minera Yanacocha, si cumple con todas sus obligaciones ambientales y sociales.

 

Fuentes: Reuters y Andina

02/11/2011. El proyecto de oro y cobre Minas Conga, desarrollado por Newmont y la peruana Buenaventura, representa la mayor inversión minera en el país andino y su viabilidad o no podría marcar la pauta en la relación del presidente izquierdista Ollanta Humala con los capitales privados.

Tres ministros de Estado llegaron a la región minera de Cajamarca y se reunieron con representantes de la compañía, dirigentes y autoridades de la zona que temen que la operación de Minas Conga reduzca la afluencia de agua local.

El presidente de la región de Cajamarca, Gregorio Santos, dijo a Reuters que en la cita no se llegó a un acuerdo entre las partes y los pobladores mantienen su posición para que se suspendan las actividades de Minas Congas, que produciría entre 580.000 y 680.000 onzas de oro anuales desde el 2014.

Perú, cuya minería es clave para la economía local, es el segundo productor mundial de cobre y el sexto de oro.

«No ha habido mayor conclusión, nuestro pedido es que se suspenda el proyecto Minas Conga, es el pedido de las municipalidades, del Gobierno regional», afirmó.

Santos dijo que los representantes de las zonas cercanas al proyecto se reunirán el jueves para evaluar las recientes conversaciones con el Gobierno y la empresa. El funcionario refirió que planean realizar un paro regional el 9 de noviembre para hacer respetar la posición de las comunidades.

Miembros del equipo negociador del Gobierno, que sobrevolaron en un helicóptero la zona donde se encuentra el proyecto Minas Conga, no hablaron sobre un fracaso de las conversaciones en la jornada. Representantes de Newmont no estuvieron disponibles para realizar comentarios del tema.

Gobierno respaldará proyecto Conga si cumple obligaciones sociales y ambientales

El ministro de Energía y Minas, Carlos Herrera Descalzi, afirmó hoy que el Gobierno peruano apoyará la ejecución del proyecto Conga, de Minera Yanacocha, si cumple con todas sus obligaciones ambientales y sociales.

«La posición del Gobierno es que le interesa la inversión, pero no a cualquier precio; el mensaje es que tenemos interés en la inversión minera, pero queremos una minería responsable que cumpla sus obligaciones sociales y ambientales», indicó.

Herrera Descalzi viajó a Cajamarca para reunirse con representantes de Minera Yanacocha y de las comunidades aledañas al proyecto Conga, para evitar que sigan los actos de protesta que afectan la ejecución del proyecto, que demandará una inversión de 4,800 millones de dólares.

«No necesitamos la violencia para resolver los temas, las cosas se entienden conversando y somos personas razonables en ambos lados; entonces si hay cosas que se deben arreglar se arreglarán», añadió.

Indicó que en conversaciones anteriores con Minera Yanacocha, sus representantes manifestaron que van a cumplir con sus compromisos asumidos en el Estudio de Impacto Ambiental (EIA), pero las comunidades han denunciado que algunas cosas no se están cumpliendo.

«En todo eso hay un tema bastante difícil y es sobre las lagunas; lo curioso es que el EIA fue aprobado en octubre de 2010, es decir, nueve meses antes de que llegase este Gobierno y las obras ya se habían iniciado en mayo o junio de este año, pero recién hoy aparecen las quejas», comentó.

Señaló que visitará las lagunas que son objeto del reclamo de las comunidades y se recurrirá a técnicos especializados para analizar el manejo de las aguas subterráneas.

«Si finalmente se puede lograr un acuerdo, hay que validarlo en los conceptos de todo el EIA», refirió el ministro.

Enfatizó que con o sin la vigencia de la Ley de Consulta Previa, los proyectos mineros no deben proceder sin obtener la licencia social de las personas que podrían ser afectadas.

«Debemos tener cuidado que los compromisos sean bien establecidos y hay que honrarlos, porque si después se deshonra algo entonces el mensaje no es muy bueno», anotó.