Un relevamiento de la Universidad Privada Antonio Guillermo Urrelo verificó que el 73,4 por ciento de los consultados opina que Conga no debe ejecutarse «de ninguna manera»ni siquiera con reformas exigidas por el gobierno a la empresa .La confirmación del rechazo social al conflictivo proyecto minero Conga coincidió hoy con nuevas protestas contra el emprendimiento, en la región norandina peruana de Cajamarca.

Fuente: Prensa Latina

De otro lado, más del 60 por ciento apoya el reinicio de paros contra Conga y más de la mitad dice haber participado en protestas anteriores contra el proyecto, suspendido a la espera de que se atiendan las exigencias gubernamentales.

El catedrático de la citada universidad Daniel Gil comentó que el rechazo es masivo y de ninguna manera se limita a elementos radicales, enemigos de la minería o del gobierno de turno o gente manipulada políticamente, como afirman sectores políticos y medios de prensa conservadores.

«Esta manifestación mayoritaria expresa viejos sentimientos de postergación, pero también una exigencia al gobierno de mayor y mejor atención a los problemas socio-ambientales y, a la empresa, de un cambio radical en sus políticas de responsabilidad social», sentenció.

El ministro de Economía, Luis Miguel Castilla, dijo la semana pasada que el proyecto está solo detenido y se reanudará cuando la empresa a Cargo, Yanacocha, construya reservorios para garantizar el suministro de agua a la población.

La declaración fue rechazada por dirigentes sociales de Cajamarca, que anunciaron el reinicio de protestas en la zona de las lagunas, a donde esta semana se trasladaron a hacer una vigilia cientos de campesinos.

Los manifestantes, que anuncian nuevas demostraciones, están acampados en las cercanías de las lagunas y exigen el retiro de la maquinaria y el personal de Conga, el cese de obras y la cancelación definitiva del proyecto.

Entretanto, el presidente (gobernador) de Cajamarca, Gregorio Santos, considerado líder del rechazo a Conga, enfrenta un nuevo proceso, al confirmarse que el Ministerio Público le abrió una investigación por supuesta corrupción en licitaciones públicas.