Aurora Williams explicó, además, que en la zona hay 164 relaves mineros activos, entre los cuales «se han seleccionado aquellos que se consideran críticos por estar cerca de cauces de agua, población y por su volumen». La gravedad de la situación de estos reservorios con residuos altamente tóxicos de la minería metálica ante las intensas lluvias registradas en el norte chileno, obligaron a las autoridades a reconcer el abandono y la amenza regada en el territorio.

 

Fuente: La Tercera
La ministra de Minería chilena, Aurora Williams, confirmó hoy la existencia de 91 relaves abandonados, sin dueños ni responsables, en la Región de Atacama, los cuales -dijo- visitará inminentemente.

Williams explicó, en declaraciones a radio Cooperativa, que en Atacama hay 164 relaves mineros activos, entre los cuales «se han seleccionado aquellos que se consideran críticos por estar cerca de cauces de agua, población y por su volumen».

Sin embargo, a la tarea de visitar y catastrar se suma la dificultad de 91 pozos sin dueños ni responsables, por lo que las labores se están desarrollando de forma conjunta por las carteras de Minería, Salud y Medio Ambiente.

«Parte importante de estos relaves están abandonados, no tienen dueños. En el caso particular de la Región de Atacama hay 91 tranques abandonados», ratificó la autoridad.

Afirmó que la mitad de esos sitios ya están siendo inspeccionados por personal del Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin) en terreno, realizando la toma de muestras en los estanques así como en afluentes «aguas abajo».

Los resultados deberían conocerse a principios de la próxima semana, mientras las conclusiones del Instituto de Salud Pública, en 30 días.

Desde Taltal, en la región de Antofagasta, la ministra Aurora Williams explicó que esta localidad «es una ciudad donde su sistema productivo lo basa en la pequeña y mediana minería. Es muy importante para nosotros reactivarlas y actualmente el 80 por ciento de las faenas están paralizadas».

Por eso, señaló que hay un esfuerzo paralelo «por dotar de agua potable por medio de cañería a la población», y a su vez restablecer la actividad minera.

Agregó que espera que el próximo martes al menos un 70% de la población pueda recuperar el suministro, mientras se disponen de estanques distribuidores de agua como apoyo.

«Los trabajadores quieren resolver sus problemas familiares antes de retomar las faenas», y consignó que la estatal Empresa Nacional de Minería (Enami) compra mensualmente tres millones de dólares en minerales a los pequeños y medianos empresarios.

Sobre los tranques mineros en Antofagasta, Williams precisó que «los 11 tranques de relave que fueron inspeccionados por Sernageomin vivieron la emergencia de forma estable y sin riesgo para la comunidad».

«De todas las plantas en Antofagasta y Atacama donde Enami recibe mineral, todas están funcionando excepto El Salado», que podría tender a normalizarse desde la próxima semana.