Anuncian el cierre definitivo de la Mina «Cerro Negro» que pretendía extraer cuarzo y wallastonita de los cerros Blanco y Negro, centros ceremoniales del Pueblo Comechingón.

 

Fuente: C.C.A.I.A.
La empresa Minerales Calvo anunció el cierre definitivo del emprendimiento «Mina Cerro Negro» que pretendía extraer cuarzo y wallastonita de dos cerros conocidos como «Cerro Negro y Cerro Blanco», ubicados en la Pedanía Dolores, del Departamento Cordobés de Punilla.

El pasado jueves 3 de abril se realizó una inspección de este proyecto por parte de la secretaria de minería, la secretaria de ambiente y la policía ambiental de la provincia de Córdoba constatándose que se encontraba en violación de la aprobación otorgada, ya que la misma limitaba la extracción a 300 toneladas mensuales, con trabajo manual a dos mazas y al momento de comenzar a trabajar la mina arremetió contra el monte nativo con una retroexcavadora, implicando una extracción de cantidades muy superiores a la estipulada.

Esta mina además contaba con aprobación de estudio de impacto ambiental por parte de la Secretaría de Ambiente de la Provincia, donde no había constancia de que sobre el Cerro Negro se hayan importantes restos arqueológicos pertenecientes al pueblo originario Comechingón, lo que implicaría una omisión grave en la documentación presentada. Por lo cual se procedió a la clausura preventiva de la misma.

La clausura implicaba un plazo de 72 horas para llevar la máquina retroexcavadora hasta la comisaría de San Marcos Sierras, lugar desde donde partió el pasado domingo 30 de marzo. El plazo se venció este martes 8 de abril y la retroexcavadora continuaba al pie de los cerros, situación que fue denunciada por las organizaciones sociales y las Comunidades Indígenas de la localidad de San Marcos Sierras.

En el día de hoy nos informaron la decisión final de la empresa «Minerales Calvo» de cerrar definitivamente este emprendimiento tramitado a nombre de Iacob, Raimundo Esteban.

Este jueves, 10 de abril, las Comunidades «Tulián» y «Tacu Kuntur», esperan nuevamente la presencia de la Secretaría de Minería, acompañados esta vez por representantes de Patrimonio Cultural de la Provincia para acudir al lugar y realizar un relevamiento de la presencia de estos restos arqueológicos.

La noticia fue recibida con gran alegría por parte de toda la población de la zona, quienes reiteraron la necesidad de reconocimiento inmediato de la Reserva Hídrica Natural «Horco Quebracho de la Cuenca del Río Quilpo».