La Procuradora General del Poder Judicial de Río Negro dictaminó en el amparo presentado por la legisladora justicialista Silvia Horne, recomendado al Superior Tribunal de Justicia declarar la inconstitucionalidad del Decreto Nº 1332, que estableció las pautas del acuerdo «agroalimentario» con China. Liliana Piccinini consideró que la norma fue dictada «en exceso de las facultades» otorgadas por la Constitución. Ordenó que el proyecto pase por la Legislatura. Vecinos y organizaciones rionegrinas denunciaron tempranamente la nulidad del acuerdo y demandan una producción de escala familiar centrada en la soberanía alimentaria.

fuente: AN Bariloche

12/10/2011. El acuerdo agroalimentario de producción y exportación sojera a China, sufrió un duro revés. La Procuradora General de la provincia, Liliana Piccinini, declaró inconstitucional el decreto que le dio marco normativo, y ordenó al Ejecutivo que conduce Miguel Saiz a dar tratamiento legislativo al proyecto.

Para Piccinini, el decreto del 13 de septiembre de este año -publicado en el Boletín Oficial Nº 4968- «ha sido dictado en exceso de las facultades que la Constitución confiere al Poder Ejecutivo».

La Procuradora falló en relación al amparo presentado por la Legisladora Justicialista Silvia Horne, quien cuestionó la legalidad del acuerdo, en tanto no fue aprobado por el Parlamento Provincial. La jefa de los fiscales recomendó al Superior Tribunal de Justicia (STJ) declarar la inconstitucionalidad del decreto que enmarcó los convenios suscriptos con China.

Además, «hizo lugar parcialmente a la acción incoada, ordenando al Poder Ejecutivo Provincial a dar cumplimiento al artículo 181 inciso 13 de la Constitución Provincial, dando el necesario y previo conocimiento a la Legislatura de las pautas del ‘Acuerdo de Cooperación para el Proyecto de Inversión Agro Alimentario’, el ‘Convenio de Cooperación para la presentación de una propuesta de inversión para la instalación de una nueva Terminal portuaria en el área del Puerto de San Antonio Este’, y anexo suscriptos entre la Provincia de Río Negro y Heilongjiang Beidahuang State Faros Business Trade Group CO Limitada; sujetándolo a la posterior ratificación de los representantes del pueblo rionegrino».

Ejes de la resistencia social al acuerdo

1. Declarar nulo el «acuerdo agroalimentario» con una corporación china (o cualquier otro acuerdo u agronegocio, con maquillaje verde o no, con el que pretendan sustituirlo).

2. Cada año entran a Río Negro alimentos y bebidas por un valor (de venta) de por lo menos 600 millones de dólares. La mayoría puede ser producida, envasada, transportada y comercializada aquí, sin la «ayuda» de ninguna cadena de hipermercados ni intermediarios. Si PUEDE entonces es porque DEBE, caso contrario dependemos del reparto de dinero, es decir de circunstanciales capangas que exigen permanentes favores a cambio de eso. Estamos hablando de producción, dirección, decisiones estratégicas indelegables, co-responsabilidad y creatividad propia, no de «empleos». Actualmente los más pobres gastan hasta el 40% de sus ingresos, o más, en alimentos. ¿Donde está la viveza, entonces, de permitir agronegocios extractivos para que luego una parte del dinero así obtenido (con impuestos, retenciones, regalías) dé una tremenda vuelta para…comparar alimentos que, en general, son «chatarra»?. La ignorancia, igual que el «desempleo»,  la «pobreza», la destrucción de la capacidad industrial o los oficios, fueron y son actos deliberados.

3. Exigimos SOBERANÍA ALIMENTARIA en dos planos simultáneos: a) recuperación y diversificación de la agricultura familiar en la Provincia para la alimentación propia, abundante y sana, en primer lugar, y b) planes de distribución de tierras fértiles a familias, comunidades y organizaciones sociales para la producción, EN VEZ de su entrega al control de capitales transnacionales. Si, también nos referimos a las tierras prometidas a las corporaciones chinas u otras.

4. El uso de agrotóxicos, de Organismos Genéticamente Modificados o de riego en gran escala para buscar inalcanzables metas comerciales o cubrir insaciables «demandas del mercado» solo cierra en los dibujos, fantasías y expectativas de lucro de las corporaciones y sus representantes en el Estado. 5. Además de razones sociales, económicas o de contaminación química o riesgos por cultivos de OGM, consideramos IMPOSTERGABLE frenar la erosión del suelo y los desmontes, que generan o aumentan la galopante desertización en la región. Las tormentas de arena en Patagones y Viedma (la parte visible) resultan de la acumulación de prácticas extractivas desde la Cordillera hasta la costa, no se pueden ocultar con billetes y, si no se revierte el modelo, van a aumentar. No aceptamos excusas irresponsables basadas en el afán de lucro inmediato.

6. Los seres humanos, igual que otros seres vivos, nos identificamos vitalmente con nuestros territorio. Física y culturalmente. La idea de que «economía» es simplemente luchar por dinero nos empobrece existencialmente y también condiciona los hábitos productivos y de consumo. Vivir de regalías, retenciones, venta de commodities o trabajar subordinados a planes dirigidos a distancia (o a «mercados» insaciables) no tiene ningún mérito y nos aleja de la identidad, la dignidad, el encuentro. Por otro lado ¿quien se hace cargo de las consecuencias?

Asamblea de Organizaciones y vecin@s Movilizados por la Soberanía AlimentariaRegión del Alto Valle -Río Negro <asamblea.altovalle@gmail.com>