Luego de las manifestaciones en contra de la reforma al Código Minero panameño, el Gobierno de Ricardo Martinelli retomará el dialogo este miércoles con la Coordinadora por la Defensa de los Recursos Naturales y Derechos del Pueblo Ngabe Buglé.

Fuente: Agencia Púlsar

28/03/2011. El presidente de Panamá, Ricardo Martinelli, prometió que el nuevo Código Minero no afectará los territorios de las comunidades originarias.

Esto se contrapone con la anterior reforma que establecía que estados extranjeros pueden explotar minas en Panamá. Además, imponía un pago de sólo el 5 por ciento de regalías a la producción de cobre, oro y plata.

Ante este proyecto, las comunidades indígenas se movilizaron para rechazar esa reforma.

El relator especial de Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas, James Anaya, exhortó a que «se inicie una consulta a los pueblos indígenas, con el fin de encontrar una salida pacífica».

Luego de un mes de conflicto, el Presidente derogó esa reforma y convocó a una mesa de dialogo.

Este miércoles autoridades gubernamentales y la Coordinadora de los pueblos originarios retomarán el dialogo para trabajar sobre una nueva reforma minera.

Al mismo tiempo, las organizaciones indígenas anunciaron medidas de fuerza mientras que se lleve adelante la mesa de dialogo.

Los comuneros acusaron el Gobierno de pretender dilatar las discusiones.

Por su parte, el dirigente indígena, Toribio García, afirmó que realizarán un movilización en la carretera Interamericana. Sin embargo, subrayó que la ruta no será interrumpida.